lunes, 27 de julio de 2009

Hielo en el alma...

Derretido en mi habitación paso las horas, esperando a que la tormenta amaine o se vaya a otro lejano lugar. Mi cabeza es un hervidero de pensamientos entrecruzados, tonterías que aparecen de la mano de la soledad.

Esta mañana, al abrir los ojos entre las sudadas sábanas he sido por primera vez consciente de la nueva y dura realidad que es mi vida, estoy solo. Y la mera lectura de esa palabra genera hielo en los alrededores de mi alma, nada recomendable, lo aseguro.

Supongo que el dolor es un buen motivo para retomar el camino de las letras, osea que básicamente... he vuelto.

14 comentarios:

Dejate llevar dijo...

"Mi cabeza es un hervidero de pensamientos entrecruzados, tonterías que aparecen de la mano de la soledad.."

Estoy de acuerdo con que la mejor manera de amainar el dolor es escribiendo... kizas por eso he vuelto yo tambien;)

Me pasaré por aquí amenudo !

Un beso!

Marina dijo...

aveces tardamos en aceptar nuestro nuevo presente por decirlo de alguna manera, no obstante, has de mirar el lado positivo de las cosas que parezcan malas..


Un beso!:)

àngela dijo...

Y a mi me gustan los saludos así que me alegro de que vuelvas.

Que duro es tener hielo en el alma y seguir soportando 40º a la sombra

aLba * dijo...

todo regreso se espera con ansia..

aLba * dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
antonio dijo...

TE DESCUBRO AHORA
Y ME PARECE INTERESANTE TU BLOG
VUALVO FIJO.

Sin Rastro dijo...

El dolor es solo una etapa que toca siempre vivir, no te quedes mucho tiempo alli...
Y si es necesario expresarlo en esas palabras que las lagrimas te haran plasmar aca estare para darte un rastro que seque toda tristeza..

Bienvenido otra vez a esta soledad que necesita expresar, ya pasara!!

skyice dijo...

wow! Me gusta! :)

Herzeleid dijo...

Eso es lo importante, volver :)

SeaSirens dijo...

Sabes? La soledad no es nada malo, cuando, por consecuencias externas, te has visto sumido en ella.
Llega un moemnto que te acostumbras a ella, hasta rozar el punto de gustarte, de no querer perderla.
En ella, encontrarás muchas cosas, que no encontraste antes, ni la encontrarás de ninguna otra forma.
La soledad se convierte en inteligencia, en sabiduría.
Aprende de ella.

Un abrazo grande!

Baobab dijo...

Oye! hace muchisimo que no actualizaaaas jo, yo queria leerte! gracias por tus comentarios, yo me ausento temporadas amplias de los blogs por eso escribo poco, pero me encanta leerte. un beso!
vuelve!

Arantza ;) dijo...

Buenas,

He visto algún comentario suyo por mi blog : http://aranypunto.blogspot.com por ello quería avisarle que he puesto en marcha un nuevo blog: http://culturain-diferente.blogspot.com, es un proyecto para clase que debo posicionar en Internet de forma decente. Le agradecería que entrara y si le interesa participar lo más activamente posible. Un saludo

Arantza

Pilores dijo...

acaso te cansaste del blog??

....escribe!

Cristina Campos dijo...

Muchísimas gracias por visitarme, y comentarme. No abundan ningunas de las dos cosas en mi blog, aunque puedo decir que las que han pasado son de gente a las que realmente merece la pena visitar, con cuyas palabras puedo deleitarme después y... bien, parece que no ha cambiado esto, eres uno de ellos ;)

La soledad es una pequeña hija de la gran puta, hablando mal y pronto. Estuve muchos años sintiéndome tal y como lo describes en tu entrada. Cualquiera podrá hablarte de que mires el lado positivo, todo lo que tienes aún sólo... Tópicos, ¿verdad?
A veces es bueno creer esos tópicos, es la única manera de salir, ¿no crees?

Un saludo. Y gracias de nuevo.